.

Estrategias para Restauracion. Parte 1.

ESTRATEGIAS ESPIRITUALES APLICABLES
EN EL PROCESO DE RESTAURACION


•    Ministrar Arrepentimiento:
 
    El mecanismo espiritual básico para comenzar todo proceso de Restauración es el Arrepentimiento genuino (en espíritu y en verdad), es una capacidad dada por Dios a través del Espíritu Santo, pero que es condicionada por nuestra voluntad de repudiar el pecado para volver a nuestro creador o no. Es decir el arrepentimiento solo de palabras no es valido y por supuesto no trae las bendiciones espirituales reservadas por Dios, para aquellos que lo practican. El arrepentimiento y el pedir perdón siempre van tomados de la mano, son inseparables.

Hechos de los Apóstoles 17:30-31
30 Pero Dios, habiendo pasado por alto los tiempos de esta ignorancia, ahora manda a todos los hombres en todo lugar, que se arrepientan; 31 por cuanto ha establecido un día en el cual juzgará al mundo con justicia, por aquel varón a quien designó, dando fe a todos con haberle levantado de los muertos.

19 Así que, arrepentíos y convertíos, para que sean borrados vuestros pecados; para que vengan de la presencia del Señor tiempos de refrigerio, Hechos 3:19

    Dios da el don, la capacidad divina para ser contristados en nuestro espíritu y alma recibiendo así la convicción de pecado, e inevitablemente nos acercamos al trono de la gracia para pedir perdón por nuestra desobediencia y rebeldía. Y Dios en su inmensa Misericordia borrara nuestras rebeliones.

9 Ahora me gozo, no porque hayáis sido contristados, sino porque fuisteis contristados para arrepentimiento; porque habéis sido contristados según Dios, para que ninguna pérdida padecieseis por nuestra parte.10 Porque la tristeza que es según Dios produce arrepentimiento para salvación, de que no hay que arrepentirse; pero la tristeza del mundo produce muerte..   2 Corintios 7:9-10

    Básicamente todo proceso de Restauración va ir acompañado por la Ministracion de la Palabra específica para cada caso en particular. Porque para todo caso la infalible sabiduría de Dios dará la estrategia divina a seguir. No nos debemos preocupar como vamos a proceder en determinada situación lo importante es que pidamos Sabiduría y Ciencia de lo alto para ministrar a las personas afectadas y pedir para que reciban espíritu de sabiduría y revelación en el conocimiento de Dios y así sean contristado por el Espíritu Santo.
    Ciertamente nosotros haremos el trabajo en el nombre de Jesús pero la Restauración verdadera es potestad exclusiva del Espíritu de Dios.


•    Enseñar Sobre Arrepentimiento Y Frutos Dignos De Arrepentimiento

43 No es buen árbol el que da malos frutos, ni árbol malo el que da buen fruto.44 Porque cada árbol se conoce por su fruto; pues no se cosechan higos de los espinos, ni de las zarzas se vendimian uvas.45 El hombre bueno, del buen tesoro de su corazón saca lo bueno; y el hombre malo, del mal tesoro de su corazón saca lo malo; porque de la abundancia del corazón habla la boca.  Lucas 6:43-45

    De estos frutos se ha hablado muchísimo pero como sabemos que los frutos son dignos o no, simplemente los frutos buenos son los que resultan de guardar los mandamientos de Dios, y dice la Palabra que reconoceremos a las personas por sus frutos. Los frutos buenos, dignos resultan por la intervención exclusiva del Espíritu Santo en nuestras vidas (Frutos del Espíritu) y los frutos malos, no dignos son el resultado de vivir en la carne (Obras de la carne). La manifestación de frutos dignos abundantes en nosotros implica la llenura del Espíritu de Dios. También son llamados Frutos de Justicia.

19Y manifiestas son las obras de la carne, que son: adulterio, fornicación, inmundicia, lascivia, 20idolatría, hechicerías, enemistades, pleitos, celos, iras, contiendas, disensiones, herejías, 21envidias, homicidios, borracheras, orgías, y cosas semejantes a estas; acerca de las cuales os amonesto, como ya os lo he dicho antes, que los que practican tales cosas no heredarán el reino de Dios.

22Mas el fruto del Espíritu es amor, gozo, paz, paciencia, benignidad, bondad, fe, 23mansedumbre, templanza; contra tales cosas no hay ley.     Galatas 5.19-23


•    El Reincidente Le Puede Venir Algo Peor    Jua 5.14

14 Después le halló Jesús en el templo, y le dijo: Mira, has sido sanado; no peques más, para que no te venga alguna cosa peor.        Juan 5:14

Si estudiamos completamente esta historia nos damos cuenta que este hombre que Jesús sano tenia treinta y ocho años enfermo, no caminaba y permanecía en un lecho, Jesús le dijo toma tu lecho y anda, y al instante fue sanado. Jesús lo consiguió después y le advirtió que no pecare más para que no le viniera algo peor.
Que podría ser peor que 38 años enfermo, seguramente podría ser la muerte. Esto nos enseña que Dios quiere restaurarnos, pero si pecamos obstinadamente después de esto corremos el riesgo de que suceda algo peor en nuestras vidas. Otro caso similar es el siguiente:

24 Cuando el espíritu inmundo sale del hombre, anda por lugares secos, buscando reposo; y no hallándolo, dice: Volveré a mi casa de donde salí.25 Y cuando llega, la halla barrida y adornada.26 Entonces va, y toma otros siete espíritus peores que él; y entrados, moran allí; y el postrer estado de aquel hombre viene a ser peor que el primero.    Lucas 11:24-26

    Esta es una verdad espíritual que por supuesto no aplica a los creyentes llenos del Espíritu Santo. Pero igualmente es un caso de Restauración en el que la persona no mantuvo su vida limpia y nuevamente fue poseída, y su estado final vino a ser peor. Primero tenía un espíritu inmundo pero finalizo con ocho, efectivamente le sucedió una cosa peor.


=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=